Trovando... trovando sonido.

Loading...

sábado, 30 de agosto de 2008



¿Cómo se puede aplicar eso al fenómeno musical en Cuba que, pese a estar a noventa millas del mercado más perverso del mundo se mantiene, en el caso de la Trova Cubana –por ejemplo- con una extensión infinita?

Pero no solamente de la Trova Cubana, estamos hablando ahora de la música… y yo voy a ser más amplia: de la música en todo el sentido. Nosotros somos un país que hemos logrado un nivel de desarrollo en la enseñanza musical a nivel de las más grandes instituciones del mundo de la música. Quiere decir que aquí un graduado de la Escuela Superior de Arte es lo mismo que un graduado de la Superior de Estados Unidos, de Nueva Cork, de Francia… de donde quiera. Tiene la misma categoría, el mismo conocimiento técnico, la misma aprobación. Aquí das una patá y salen diez… oye eso es lo que pasa, que aparte de esto somos una industria… una industria natural… unos producen petróleo… nosotros producimos músicos… aquí es verdad, porque salen así. Y lo mismo te tocan desde Bethoven hasta la rumba más pelea que hay en la calle… pero eso es espontáneo y además… ¿tú te imaginas que tú puedas vivir en un país haciendo tu música y te paguen todos los meses un sueldo fijo por hacerla? que tú no tengas preocupación de ver si tú consigues un trabajo o no, sino que hay por lo menos un respaldo pa´ que tú puedas seguir haciendo tu música… lo que te guste. ¡Coño así hacemos la revolución! no tiene nada que ver ni con el Comunismo, ni con el Socialismo, ni con nada, tiene que ver con una revolución. Cuando el hombre necesita… y estamos por el hombre y por la necesidad del ser humano, eso es lo más elemental… y la música en este país… ya te digo, esto es como pan comido. Aquí no hay que inventarla, aquí no hay que transportarla… aquí está. Y está en todos los sentidos: en la trova, está en el Jazz, aquí hay artistas superiores, aquí hay concertistas superiores, aquí hay troveros que pa´ que… hay dos troveros que son los dos ejemplos más grandes de la música de habla hispana, que se llaman Silvio Rodríguez y Pablo Milanés y eso no lo puede discutir nadie. Y siguen siendo… y siguen siendo… y mira que llevan años en esta bobería (risas). Y esto es un problema de la característica del país, aquí la trova es una tradición… Silvio y Pablo no salieron de la nada, salieron de una historia, salieron de una tradición trovadorezca desde finales del siglo dieciocho hasta este siglo. Hubo una historia, es como una cadena con eslabones… pan, pan, pan, pan… y Silvio y Pablo fueron un eslabón más y ha seguido… porque ¿tú vas a negar… no sé… el valor que tienen los nuevos jóvenes que están ahora? Te estoy diciendo, esto no acaba, porque a ellos no los inventó nadie, ni salieron con la revolución… no, ellos reflejaron sus vidas en la revolución, pero ellos venían con ese talento porque lo heredaron, de antes… de la cultura de este país, que tiene que ver con la raíz, con un estudio etnológico de las raíces de la cultura, de las mezclas. Si vamos a hablar de eso estaríamos diez horas hablando de eso, que es interminable. Pero no sólo trovadores: músicos de todo tipo… artistas de la plástica, aquí el artista se da como quiera el poeta. A mí me recordaba… que me decía alguien queee… si en Nicaragua era muy famoso aquella cosa que si tú no eres poeta… no sé que coño… algo parecido… porque es muy fácil que haya poetas en Nicaragua… aquí pasa lo mismo: el repentismo en la cosa del campesino… ¡la décima! Eso está en todas partes de Cuba, eso es de todos los días, la escultura… aquí todas las artes…todas… todas, de verdad sinnn… unas con menos difusión, otras con más difusión, porque no hemos podido ser todo lo correctamente positivos en la difusión de todas las artes, pero con todo el esfuerzo que hacemos en colectivo porque en fin de cuentas es un colectivo de todos, las artes en Cuba son la gran potencia, una gran potencia cultural… una gran potencia cultural es este país

No hay comentarios: