Trovando... trovando sonido.

Loading...

lunes, 23 de febrero de 2009

SI YO FUERA PALESTINO

Es una pieza inconclusa. Grabada domésticamente con un grabador periodístico, pero que como decía Alí Primera, es una canción urgente, porque no podemos dejar que nada... y mucho menos los medios desvíen la atención de lo que está pasando en Palestina.

http://www.youtube.com/watch?v=YHKVxpF5JdM
video

sábado, 21 de febrero de 2009

PERPETUA

¡Viva la victoria popular de este 15 de febrero!
Viva la perpetuidad del hombre que asumió sobre sus hombros, los hombros de todos.
Viva Fidel que transmutó de hombre a idea para hacerse perpetuo.
Viva Chávez que es -sin duda- la continuación de la perpetuidad del Che, Fidel, Alí, Bolívar, Martí… y muchos otros, en la misma idea.
Que no se haga perpetuo el lamento por el voto que no fue, pudiendo ser.
Que se perpetúe el compromiso de trabajar... y trabajar... y ¡trabajar coño! sin excusas, para sumar conciencias y no para restar paciencia.
Que no se perpetúe el triunfalismo que sirve de mampara a la pereza mental… o al escualidismo funcional.
Que se perpetúe el militante que –con corbata o sin ella- prefiere patear la calle y no la papelera que está debajo de su escritorio.
Que no se perpetúe el estudiante que estudia para aprehender al que enseña y no para aprender a enseñar.
Que se perpetúe el orgullo del humilde voto de cada uno, como si fuera el decisivo.

Que no se perpetúe la repetición inconsciente del discurso mediático calumniador… que avala la estupidez perpetua de los que bendicen al amo que los condena.

Que se perpetúe la crítica sana, constructiva y oportuna… pero no la servil que, sirve de merienda a los vampiros mediáticos pitiyanquis.

Que no se perpetúe la corrupción de alma, que hace pensar al que la padece, que es corrupto el que roba y no el que deja robar.

Que se perpetúe la valentía del que señala con su honestidad al que cobra y no trabaja.

Que no se perpetúe el oportunismo de los que van a las marchas, pero no van a votar.

Que no se perpetúe la oquedad, ni en el discurso… ni en el canto… ni en la poesía… ni en la victoria… ni en la derrota.

Que se perpetúe la solidaridad y el desprendimiento y no el apego a lo material, al lujo, a la comodidad y el facilismo.

Que no se perpetúe el culto a la personalidad, ni e l tributo a la vanidad.

Que se perpetúe la sencillez del que no tiene chofer, sino compañero de viaje.

Que no se perpetúe el odio… ni del que lo ofrece, ni del que lo recibe.

Que se perpetúe el amor, que perpetúa a quien lo porta como amuleto.

Que no se perpetúe la ambición protagónica, sino el protagonismo de todos.

Que se perpetúe el interés de todos los días... y no solo el de los 15 y último.

Que no se perpetúe la envidia que hace perpetua la fealdad de quien la siente.

Que se perpetúe el cooperativismo y no el cooperatimismo.

QUE SE HAGA PERPETUA LA REVOLUCIÓN… QUE ES LA BANDERA DE LOS QUE CREEMOS EN CHAVEZ Y EN SU SUEÑO.

viernes, 20 de febrero de 2009

ALÍ VOTÓ Y CANTÓ CON NOSOTROS











Alí votó con nosotros… y nosotros votamos por Alí.
Alí dijo Si… y nosotros le dijimos Si a Alí.
Alí nos cantó y nosotros le cantamos a Alí.
Alí nos habló… y nosotros hablamos con Alí.
Alí celebró la victoria… y nosotros celebramos la victoria de Alí.
En La Haya… Holanda, Alí estuvo con nosotros… y nosotros estuvimos con Alí, este 15 de febrero de 2009.

martes, 10 de febrero de 2009

viernes, 6 de febrero de 2009

50 y 10… CUBA Y VENEZUELA, UNA MISMA BANDERA




Círculo Bolivariano celebró en Holanda

Medio siglo y una década… dos pueblos y una misma revolución. Eso fue lo que se congregó en el Teatro CREA de la Universidad de Ámsterdam, el pasado miércoles 14 de enero de 2009. Con un aforo que superó las expectativas de quienes convocaron, se conmemoró el aniversario número cincuenta de la Revolución Cubana y el número diez de la Revolución Venezolana. A pesar de la barrera temporal que los separó, Bolívar y Martí nuevamente se abrazan como a finales del siglo XIX, porque los dos “tienen mucho que hacer todavía en América”… y en este mundo que comienza a mover la brújula 180 grados a la izquierda. Ahora son otros los conquistados y otros los conquistadores. La gran diferencia es que ya no son las armas las que conminan, ni la doctrina la que se impone. Ahora es la idea la que se esparce y la solidaridad la que nos salva. Ya no es la cruz, sino Cristo el símbolo. Ya no ponemos la otra mejilla, sino la otra bandera… la de la igualdad… la autodeterminación de los pueblos… la de la defensa de nuestra soberanía y el respeto por la de los demás.

TÚPAC CATARI CUMPLIÓ



Como una manifestación profética… o tal vez una nueva expresión contemporánea del espíritu real maravilloso de nuestros pueblos… la sentencia se consumó. Y con ella la posibilidad de refundar la Bolivia hija predilecta de El Libertador, parida con dolor sobre los brazos del Gran Mariscal de Ayacucho, Antonio José de Sucre. Este 25 de enero, Bolívar y Túpac Catari se abrazaron por fin. Uno despertando después de cien años junto al pueblo… y el otro resucitando hecho millones. Hoy se enarbola la Wipala por todo el continente Amerindio… puro y mestizo.
Las cartas están echadas, el pueblo boliviano, soberanamente volvió a decidir… como lo ha venido haciendo desde hace tres años. La gran mayoría volvió a decirle Si al Evo campesino… al Evo dirigente sindical… al Evo diputado… al Evo Presidente… al Evo Constituyente… al Evo anti-imperialista… al Evo camarada… al Evo constructor de la nueva y verdadera esperanza boliviana.

jueves, 5 de febrero de 2009


El mensaje quedó claro. El pueblo boliviano, rechazó rotundamente la propuesta separatista… el fascismo y la desigualdad. Ese pueblo valiente y de ímpetu indoblegable, nos ha dado una nueva lección de resistencia. Nos ha enseñado que se puede ser tolerante pero no complaciente con la canalla que se ha empeñado en acabar el sueño liberador que se asomó desde la Puerta del Sol, en pleno corazón del Tahuantinsuyo hace apenas treinta y seis meses. Parece que hubiese transcurrido mucho más tiempo, pero es que los acontecimientos han impuesto esta sensación. Sabotaje a la Asamblea Constituyente, con uno y otro argumento vacio para evitar la redacción de una nueva Carta Magna… que a pesar de la extensión del tiempo previsto, con el apoyo del pueblo, fue terminada; las guarimbas prefecturales disfrazadas de referendos autonómicos; la excusa de la capitanía plena para Sucre; el descrédito a los convenios de cooperación con Venezuela, Cuba y otros países hermanos; la huelga de transportistas de combustible; la traición de directores electorales en algunos departamentos; el bloqueo al proceso de cedulación; la guerra mediática despiadada; la sangre derramada. En total, 710 conflictos en 2006; 558 en 2007 y 309 en 2008. Todos amparados por la mano, ya no tan invisible, del Departamento de Estado de los Estados Hundidos… perdón, Unidos… que han venido aplicando al pie de la letra, su tradicional Manual del Golpe.


A pesar de todo esto, el imperio no pudo tapar el sol con sus dólares, porque con muchos menos recursos el Compañero Presidente, Juan Evo Morales Ayma, convirtió a su país en el tercero de América Latina en ser declarado por los organismos internacionales competentes, libre de analfabetismo; recuperó la industria energética y minera boliviana revirtiendo el 20-80 a favor de las transnacionales en un 80-20 a favor de los bolivianos; rescató de las garras del capitalismo salvaje las telecomunicaciones; cuatriplicó las reservas internacionales; creó un sistema de becas para niños en edad escolar, con lo cual se redujo la deserción de 5,3 a 3,8 por ciento en este nivel; decretó –pese a la negativa de la oposición- pensiones para los jubilados; en 2008 el crecimiento económico registró un record histórico de 6,53 puntos; se reivindicaron los derechos sociales de los agentes de seguridad, incluyendo dotación de equipos y mejoras salariales; las exportaciones pasaron de 2.867 millones de dólares en 2005 a 6.200 millones el año pasado; los puestos de trabajo en el sector salud pasaron de 1.321 a 3.012; la Operación Milagro devolvió la visión a 319.895 personas, entre bolivianos y extranjeros, de forma gratuita; de un solo Banco de Sangre, se pasó a ocho centros de este tipo; entre otros muchos logros que se tradujeron en un rotundo SI, que hoy celebramos todos los hijos de esta Patria Grande que grita al unísono, Jayaya Bolivia